En casa del ebrio

    Siempre existe tribulación, muchas veces llegan las once de la noche del dia domingo y el ebrio no ha vuelto a casa.

    La madre, la hermana o la esposa piensan --- salió desde la mañana en su medio de transporter y los que iban con él, no le han visto, dicen: caería en algon precipicio o llevaba algún dinero y le habrán matado para robarle. Otras veces es el día lunes y aún no vuelve, hasta ya tarde se enteran que está preso y que hay que buscar el dinero para la multa; el juez es inflexible en asunto de multas; hasta que tengan el dinero le soltará. Siempre sus familiares que lo quieren, a pesar de todo; se dirigen a la ciudad a realizar los trámites para sacarlo, que en muchas ocasiones duran días o semanas.

    El motivo por el cual un ebrio puede estar preso es muy variado, desde una simple pelea, hasta el crimen en el peor de los casos. La familia del ebrio han tenido que estar ir y venir, buscando influencias y dinero; luego después que se han endeudado mias con éste problema, han sacado libre al ebrio, mientras que su familiar pero más su madre moría de angustia y de abandono, rogando al cielo que liberaran a su hijo.

    Compañero, Amigo, recuerda que: en la casa del ebrio, siempre hay tribulación, zozobra, lágrimas, orfandad, vergüenza, temor, inquietude sobresalto, ruina, perdición y amargura; que varía de forma pero que nada atenúa ni extingue en la casa del ebrio no hay más esperanza que un verdadero cambio o una muerte premature. Sólo asi acaba la ignominia, el sobresalto y la amargura. Mientras el ebrio no desee cambiar, siempre habrá tribulación al rededor de toda su vida y también en los corazones de su núcleo familiar; con las lágrimas de muchas familias maldicen a quienes lucran con la ruina y el dolor y la abyección o bajeza infeliz, esclavizado a la tiranfa del alcohol.

    ¡Cuidado amigo!--- ¡Cuidado!--- que esa enfermedad no te alcance a ti y a los tuyos. El Poder Superior y el Programa de A.A., es nuestra tabla de salvación, no la desprecies.

Mauel A. G.
Cantón Las Mesas.

[ Remóntese ]

[ Página Principal ]